29 de abril de 2019

¿Hacia la distensión nacionalista?

El Presidente del Partido Nacionalista Vasco, Andoni Ortúzar, más listo que el hambre y pragmático reconocido, ha dicho que el PNV trabajará en el Parlamento a favor de "la distensión en el Estado". Ojo con la preposición: ha dicho "en" y no "con".

Soy de la opinión de que, por paradójico que parezca, el PNV va a contribuir significativamente a la amortiguación de la deriva catalana, favorecida además por la posición ostensiblemente secundaria del lunático de Waterloo, al que la sociedad catalana ha dado justamente su merecido como cobarde y aprovechado que es.

A mayor abundamiento, el resultado obtenido por un PSC más integrado en la estrategia del PSOE puede coadyuvar en esa dirección.

El significado de las elecciones españolas

Se piense lo que se piense, se vote lo que se vote, es evidente que algo importante ha ocurrido hoy en el panorama politico europeo.

Lo sucedido en España, con sus particularidades y matices, motiva necesariamente unas conclusiones a mayor escala a la vez que crea un escenario abierto al debate y al análisis de lo que puede aportar la experiencia española. Y lo hace tanto para la solución de los problemas del país como para clarificar el papel potencial de la socialdemocracia en el contexto de las incertidumbres a que se enfrenta la Unión Europea, tal y como habrá de verse en la campaña que está a punto de comenzar con la mirada puesta en las decisivas elecciones del 26 de mayo. Es muy probable que en estos días las miradas se dirijan a España como una referencia digna de ser tenida en cuenta.

En mi opinión, estas elecciones no van a ser ajenas a las reflexiones y expectativas que se avecinan. En España y en la Unión Europea. Habrá que estar atentos.



18 de abril de 2019

El valor de la sangre jacobina






"Hay en mis venas gotas de sangre jacobina..."


Siempre he sentido mío este verso de Antonio Machado. Lo considero tan vigente y lúcido como cuando se escribió.  Idea de progreso, de solidaridad y de seguridades, incólume al paso del tiempo. Ahora reverdece en las palabras de Anne Hidalgo, la alcaldesa de Paris.


Cuando una sociedad vive un trauma, como el sufrido por la sociedad francesa, cobran pleno sentido los argumentos que invocan la pertenencia a un espacio compartido, lejos de exclusiones, de rechazos o de espurios e interesados repliegues hacia identidades refractarias, que tanto han frenado los avances de la historia.

Frente a la disgregación, reconforta reivindicar aquello que cohesiona y fortalece a una comunidad cuando es consciente de su pasado y de los valores que encierra su territorio.





16 de abril de 2019

Que nadie olvide lo que hicieron


Así que pasen cien años, aunque la erosión difumine para siempre los perfiles de Peña Labra y los cauces que avenan al Duero cobren otros rumbos, nunca debería dejar de estar presente en la memoria el inconmensurable desastre de gestión de que se ha visto afectado el patrimonio de las Cajas de Ahorro en Castilla y León, tan pésimamente administradas. Ninguna CCAA española ha sido objeto de tamaño destrozo en su patrimonio financiero y cultural por mor de la ineptitud endógena. Sin excepción.

Indiferentes al repudio social, ahí siguen, altivos aunque silentes,  los responsables de tan funesto desaguisado, con sinecuras abundantes, en orlas de injustificable reconocimiento, nutridos con suculentas jubilaciones, exonerados de responsabilidad, pues bien se encargaron ellos de que la justicia no les hiciese mella. Gentes de la hierba mala, recua de incompetentes, no merecen ni el aire que respiran.







15 de abril de 2019

Ningún espacio está vedado para el ejercicio de la libertad de expresión


Aplaudo la decisión de Ciudadanos de acercarse a Rentería y celebrar un mitin electoral. Considero que es una iniciativa digna de reconocimiento. Que yo sepa ningún partido de ámbito estatal se ha sumergido en los escenarios tan duramente castigados por el mundo abertzale, que tanto sabe de muerte y destrucción. A sabiendas de que encierra un mundo hostil, de que hay gentes con la violencia a flor de piel, no hay que pasar de largo. Quienes han hablado de provocación rayan la indecencia.

Discrepante de algunas posiciones de Rivera y de Savater, aunque admirador desde siempre de Mayte Pagaza (uno de los valores más sólidos en el Parlamento europeo) y reconocedor de la ética demostrada por militantes co o Francisco Igea Arisqueta, considero que hablar de Constitución, de España, de libertad, de tolerancia y de derechos humanos en la Plaza de los Fueros tiene un mérito incuestionable, en la medida en que, con independencia de los exabruptos y los bramidos recibidos, los políticos del color naranja han dejado claro que la Guipúzcoa profunda también forma parte de España.

De esa noción de España de la que  habla Almudena Grandes y con la que yo siempre me he identificado.
Merece la pena

6 de abril de 2019

¿Hacia una "generación muda"?

¿Existen motivos para la alarma? Son muchos los indicadores que apuntan afirmativamente. Me refiero a la preocupante sensación que provoca el hecho de observar que estamos asistiendo a la formación de lo que se conoce como "una generación muda", en la que la conversación mediante la palabra, el diálogo bien construido, la reflexión estructurada y la opinión integrada en el debate presencial queda diluida o enormemente empobrecida por el papel dominante asignado a la comunicación lacónica a través de los soportes de relación digital. Se habla de generación hiperconectada y al tiempo silenciosa, callada,introvertida. No hay que pasar por alto los costes que intelectualmente conlleva el uso ensimismado y obsesivo de las nuevas tecnologías.

El informe de la Fundación Telefónica sobre "el estado de la sociedad digital" es demoledor: revela que el 96 % de los jóvenes españoles entre 14 y 24 años utilizan los mensajes de texto como principal cauce de comunicación. El lenguaje oral cede paso por completo a la terminología basada en la prevalencia brutal de la escritura digital simplificadora, en la que abundan el error ortográfico, la pobreza en el vocabulario, el anacoluto, la redundancia argumental, la simpleza en la formulación de las ideas.

Comprobada la magnitud de este riesgo, hemos sabido que en los centros de enseñanza ubicados en Silicon Valley se evita el uso de los artilugios que contribuyen al agravamiento de esta forma de relación personal. Por tanto, ¿carece de sentido reivindicar la recuperación de métodos de enseñanza apoyados en herramientas consideradas obsoletas pero demostrativas de una gran potencialidad en la formación como son aquellas que estimulan el uso de la palabra y abren camino al razonamiento verbalmente presentado con calidad y solvencia intelectual?

26 de marzo de 2019

Las obsesiones oportunistas de López Obrador

La Historia está llena de episodios de violencia, agresión y conflictos de toda índole. Si nos remontamos quinientos años en el tiempo, cuántos acontecimientos de alcance territorial, ligados a procesos de conquista, merecen ser criticados a la luz de las normas y los principios contemporáneos? Todos, sin excepción. ¿Habría en la cartografía mundial algún territorio al que no se pudiera atribuir responsabilidades criticables y ominosas en este sentido? ¿Quién se salvaria de la petición de culpas? ¿Quién quedaría exonerado? Y, sobre todo, ¿son responsables los ciudadanos de hoy de lo que hicieron sus antepasados hace medio milenio?

Si nos centramos en la conquista y colonización del espacio americano, archiestudiada y conocida en todos sus matices y salvedades, habría mucho que hablar de las sombras pero también de las luces. Entre otras, las que permitieron afincarse en la Nueva España a los antepasados de López Obrador, un politico que trata aviesamente de aprovechar la sensibilidad en torno a la conquista para obtener de manera oportunista réditos de imagen, mientras parece olvidarse, pese a la mayor cercanía en el tiempo, de las agresiones y el expolio ejercidos sin piedad sobre su pais por el poderoso vecino del Norte, al que, con su silencio al respecto, parece rendir una obscena pleitesía.

A la postre, la Historia pone a cada cual y a cada hecho en su sitio.

4 de enero de 2019

No minimicemos la violencia contra las mujeres


Leo y releo los argumentarios redundantes a los que se acogen los adversarios de la llamada "ideología de género" y no puedo por menos de experimentar una sensación de tedio ante tanto afán por eludir el núcleo sustantivo del problema en el que se fundamenta la lucha de las mujeres a favor de la igualdad, del respeto y de la defensa de sus derechos como personas injustamente tratadas. Los datos - muertes, acosos, brechas salariales, humillaciones, discriminaciones - son tan abrumadores que huelga cualquier matización sobre su gravedad.

Cierto es que las normas de rango general insisten en el reconocimiento de derechos y deberes para todos los ciudadanos, independientemente de su sexo. Hace 70 años que así quedó subrayado por Naciones Unidas. Las Constituciones de los Estados poseen un sentido integrador en cuanto al reconocimiento de derechos sin distinción y tanto el Código Penal como las leyes se formulan con voluntad de aplicación no discriminatoria para todos. Sin embargo, la contundencia y reiteración de los hechos que revelan la vulnerabilidad de la mujer es de tal magnitud, tanto en términos absolutos como relativos, que no cabe ampararse en las reflexiones alambicadas para ridiculizar o denostar esa justa reivindicación, que sin duda remitirá cuando la causa a favor de la igualdad y el respeto debido alcance las cotas justificadas. Carecerá de sentido cuando la igualdad prevalezca sobre la discriminación y la vulnerabilidad potencial.

Tanta es la importancia del tema que en modo alguno puede ser subestimado cuando se observa la virulencia, tan obscena como patológica, con la que la plantean las opciones más reaccionarias que ominosamente afloran en el panorama politico actual. Y es que si observan las concomitancias entre el discurso de los de Vox - que sitúan este tema en el frontispicio de su ideario hasta convertirlo en su principal baluarte frente a la negociación política - y los iluminados fanáticos de Bolsonaro se darán cuenta de hasta qué punto la defensa específica de los derechos vulnerados de las mujeres se ha convertido en un pilar fundamental de la dignidad humana, que a todos compete.

5 de diciembre de 2018

La presión callejera contra una opción política puede favorecerla

Dificilmente la presión callejera, y si es violenta peor, sirve para contrarrestar el peso de las opciones políticas adversarias o denostadas. Por el contrario, hasta es posible que las fortalezcan. El efecto puede estar en los antípodas de lo que persigue. Sorprende que los señores Iglesias y Garzón no lo vean así. Comúnmente la presión en la calle se ha entendido como estrategia reactiva a las decisiones del poder instituido. Como refleja lo sucedido recientemente en Francia las calles enfervorecidas se han movilizado contra el gobierno de la República, contra quien la preside, pero no contra ningún partido específico sustentado en un apoyo electoral más o menos relevante.


Para combatir las ideologías contrarias y neutralizar su respaldo popular hay que utilizar herramientas ideológicas capaces de persuadir a la sociedad de que la opción que defienden sus adalides es la que la sociedad necesita. Sólo la firmeza del rearme ideológico, la solidez de los programas, la honestidad de los comportamientos, la sensibilidad hacia los problemas reales y la credibilidad de los dirigentes fraguan el hormigón necesario para que las derivas políticas cuestionadas no puedan prosperar. Es lo que permite una democracia que se precie, donde todo es mutable y reversible: politica contra politica a través de la acción política que el entramado institucional posibilita.

26 de noviembre de 2018

La calidad humana y política de Octavio Granado, Secretario de Estado de la Seguridad Social

Hace unos días, el 12 de noviembre, coincidí con Octavio Granado en el tren de primera hora a Madrid. Nos saludamos, hablamos un rato y le deseé mucha suerte, ya que considero que desempeña en estos momentos una de las principales responsabilidades del gobierno de España. La Secretaría de Estado de la Seguridad Social, uno de los pilares vertebrales del Estado, y que nunca deje de serlo. Ha ejercido esta tarea con tres ministros y, cuando lo dejó (aunque Mariano Rajoy le mantuvo en el cargo varios meses), el fondo de reserva de la Seguridad Social ascendía a 67.000 millones de euros. Se lo recordé y se rió con esa mueca de humildad que le caracteriza. Somos paisanos y le conozco desde que era un avispado adolescente.

Hablamos de su padre, funcionario del Instituto Nacional de Previsión y propietario de la Librería Granado, enfrente mismo de la Estación de autobuses de Burgos. Allí se fraguó la amistad que mantuve con Esteban Granado Bombín hasta que se fue en el último viaje. Tardes de librería, debates en la trastienda, libros de Ruedo Ibérico, textos prohibidos, veladas interminables sumergidas en el humo de los Ducados y algún que otro Celtas rubio. Fue diputado del Psoe por Burgos en la legislatura constituyente. Su rostro queda para el recuerdo como observador desde su escaño de la imagen formada por Rafael Alberti y Dolores Ibarruri descendiendo por las escaleras del hemiciclo. Ay, los Granado de Burgos, cuántos recuerdos. Gente admirable e inolvidable.

Esta sensación se ratifica al leer la excelente entrevista que Nacho Foces le ha hecho en El Norte de Castilla. Es magnífica, elocuente, reveladora de la dimensión humana y ética del entrevistado. Hacia tiempo que no leía un documento igual. Conocer el pensamiento de Octavio, el gestor de las pensiones de los españoles, reconcilia al ciudadano con la política, llevándole a pensar que hay por ahí gente muy seria, con gran sentido de la responsabilidad y consciente del momento histórico que la ha tocado vivir. Voy a escribirle una carta, como las de antes, para felicitarle por lo que dice, agradecerle cómo lo hace y quedar un día, en Burgos, a tomar una caña o un Ribera, con un buen pincho de morcilla de la tierra, pero sin Ducados de por medio.

13 de octubre de 2018

El valor de la pedagogía del aprendizaje basado en el debate y en la reflexión compartida

Qué lleva a un humanista a convertirse en un foco de atracción masiva para quienes ansían asistir a sus clases, entre ellos una impresionante cohorte juvenil? Será cierto eso de que la formación humanística ocupa también un lugar importante en las sensibilidades formativas de la gente? Empecé a leer este verano a Michel Sandel, al poco de haberle sido concedido el Princesa de Asturias de las Ciencias Sociales 2018. Elige muy bien los temas, banaliza algunas interpretaciones con la intención, supongo, de provocar al auditorio, interrelaciona con osadia los argumentos, ayuda a desarrollar el espíritu critico y, sobre todo, concede al lector - y al alumno - un margen de protagonismo a la hora de descifrar las claves que desarrollan el razonamiento. Es un método activo, motivador del alumno. Un método que dinamiza el hecho de pensar por uno mismo para compatirlo con los demás bajo la tutela efectiva del profesor.

Me acabo de enterar de uno de sus metodos esenciales: prohibe utilizar en sus clases artilugios electrónicos. Nada de móviles, ni computers ni tabletas. Fuera elementos de distracción. El poder de la palabra, la utilidad de la dialéctica, el estímulo para aprender a pensar, el debate a calzón quito. Pedagogia a pie de obra. He ahí una de las claves de su éxito, estoy seguro. Pero cómo no lo ha sabido antes, mon dieu. Lo he descubierto ya jubilado. Qué lástima.

Aunque, en cierto modo, no es así como enseñaban Aristóteles y Sócrates?

6 de octubre de 2018

La locura por lo urbanizable


¿Hasta qué extremos de disparate se había llegado? ¿Qué conciencia de la realidad tenían quienes aprobaron y dieron alas a tamaños despropósitos? ¿Alguien en su sano juicio pudo alguna vez realizar, con los datos de tendencia en la mano, estas previsiones? Los cálculos asustan: "Torquemada, Palencia, 989 habitantes, tiene suelo urbanizable como para edificar 162.000 viviendas. En Coca, Segovia, 1.863 habitantes, hay suelo urbanizable para 114.000 viviendas. Valladolid capital, 299.715 habitantes y suelo para 217.293 viviendas nuevas". Se asignó suelo urbanizable en el conjunto de la región para UN MILLON DE VIVIENDAS. La locura se apoderó del poder. El disparate institucionalizado.



Foto: Promoción inmobiliaria fracasada en mitad de un páramo en Castilla y León. (D.B.)



Las advertencias por parte de los estudiosos del tema hace tiempo que denunciaron ese enorme desvarío, pero nadie en las administraciones responsables hizo caso. Sus huellas en el territorio han sido aterradoras. Dense una vuelta por el pueblo burgalés de Buniel, donde campaba a sus anchas el tipo de Martinsa Fadesa. Recuerdo una reunión en la Consejería de Fomento donde la crítica era calificada de derrotista. En la Cámara de Comercio de Palencia se les acusaba de "querer la pobreza para la región y de no hacer nada para evitar la despoblación". Aquello era una locura, un diálogo de sordos.

Al final, la rotunda realidad ha dado a los cenizos la razón. En 2010 esas previsiones estaban ya plenamente desautorizadas por los analistas imparciales. ¿Responsabilidades? ¿Quién habla de responsabilidad en el mundo de la irresponsabilidad?

26 de junio de 2018

En defensa de los valores republicanos de la Constitución española

Ciertamente España no es una República, sino una Monarquía parlamentaria, en la que quien la ostenta no gobierna sino que desempeña una función representativa del Estado, sujeta al control y la supervisión plenos del Gobierno. ¿Es compatible este modelo con unas directrices constitucionales adscritas a la defensa de los principios republicanos, que, en esencia, se identifican con las ideas básicas de libertad, igualdad, solidaridad, protección de los derechos humanos, separación de poderes y mecanismos parlamentarios sancionadores de la gestión gubernamental? ¿Sí o no? Yo creo que sí.

Hace años, Francisco Tomás y Valiente escribió, y proclamó a viva voz en muchas ocasiones, que el sistema de principios, derechos y deberes contemplados en la Constitución - más allá de los incumplimientos o limitaciones, de los que también adolecen muchos países - podía identificarse plenamente con los que rigen en las constituciones republicanas más avanzadas del mundo, entre ellas las europeas.

Si bien es verdad que la Jefatura del Estado no es electiva, ¿parece correcto centrar el objetivo de la acción política en la desaparición de esta Institución, políticamente testimonial, en connivencia con los intereses de quienes tratan de romper el Estado, utilizando un discurso en el que se entremezclan la ambigüedad con el galimatías terminológico, todo ello en aras de provocar un proceso desestabilizador tan innecesario como contraproducente?







Por eso, cuando observo la sintonía que parece establecerse entre Joaquim Torra y Pablo Manuel Iglesias Turrión, hablando casi el mismo lenguaje, proclive a la defensa del derecho a la secesión (solapado con el cursi y engañoso eufemismo del "derecho a decidir"), a la confusión entre "federación y confederación", y orientando de consuno y con especial virulencia sus venablos más acerados a la demolición del Jefe del Estado, responsable de todos los males habidos y por haber, tengo la sensación de que la mezcolanza de propósitos coincidentes encubre planteamientos muy alejados de lo que realmente conviene a nuestro país. Amén, del condicionamiento que ello pueda plantear de cara a la entrevista prevista para el día 9 de julio entre el Presidente del Gobierno del Estado y el de la Generalitat catalana, ya muy mediatizada, en mi opinión, por la visita envenenada de Iglesias Turrión al Palau de Sant Jordi, y que ha dejado a Sánchez en una posición nada cómoda, ya que incluso se ha atrevido a opinar en nombre de éste antes de que el Presidente del Gobierno exponga directamente, y sin intermediarios interesados, su opinión.

23 de junio de 2018

De qué manera Quim Torra prestigia al Jefe del Estado

Más allá de la actitud de defensa o de rechazo hacia la Monarquía que cada cual pueda tener, cabe plantearse hasta qué punto la postura adoptada por Joaquim Torra Pla frente al Jefe del Estado va a favorecer significativamente la consolidación y el prestigio de la institución monárquica en España, superando o mitigando el nivel de desafección que aún presenta en un sector de la sociedad española.

Es tanta la zafiedad demostrada del presidente del gobierno catalán, tantos su sectarismo y vulgaridad, tan indecente y patética la sumisión servil ofrecida al sujeto fugado que, errante y rabioso, campa a sus anchas por Europa movido solo por el resentimiento y el afán de venganza, que no es aventurado pensar que aquello que se situa en los antípodas de su querencia cobra prestigio inversamente proporcional en el imaginario de la ciudadanía española. De toda ella. De Ayamonte a Empuries, del Cabo de Gata a Muxía.

Si a ello se suma, que nadie lo olvide, la catadura intelectual y moral de un individuo de pensamiento racista y xenófobo confeso, que lo sumerge en las sentinas de la política europea, parece evidente que ante esa tesitura la pretendida ofensa con la que trata al Rey va a ser, a la postre, por paradójico que parezca, la plataforma sobre la que quizá se afiance la figura del monarca en España y en el mundo, como reacción indignada ante un comportamiento,el de Torra, tan obsceno como miserable. Amén de abocado al fracaso. El daño que hace a la imagen internacional de Cataluña es inmenso. En el primer trimestre del año, se ha producido un impresionante descenso de la inversión extranjera en esa Comunidad.

El acto de inauguración de los Juegos del Mediterráneo en Tarragona dio prueba fehaciente de cómo Torra es el mejor contraejemplo en el que se apoya el crédito popular del Rey de España. No tardaremos en comprobarlo.



7 de junio de 2018

¿Iberia como excepción o como posibilidad en el futuro de la opción socialdemócrata?

He ahí los paises ibericos como singularidad politica en Europa. Mientras los partidos socialistas se desvanecen en Grecia, Italia y Francia, en España y Portugal gobiernan los Estados respectivos. De ahi la relevancia de su responsabilidad en la recuperación de la socialdemocracia europea. Me dicen mis amigos franceses que sus miradas observan expectantes los acontecimientos ocurridos y que han de tener lugar en las tierras de Iberia.

¿Excepción o posibilidad? No me negarán que el momento histórico y los rumbos emprendidos en esta Europa sumida en una situación crítica no son sumamente interesantes, se piense lo que se piense.

De ahi la cuestión: ¿lograrán ser los paises ibéricos las referencias potenciales del pensamiento socialdemócrata emergente, tan debilitado en la Europa unida?

1 de junio de 2018

Todo depende del equilibrio entre cohesión y secesionismo

Creo que no tardaremos mucho en conocer la capacidad de resistencia y, por ende, la duración del nuevo Gobierno de España, al que, por el bien del país, cabe desear el mayor éxito posible. En buena medida, todo dependerá de su habilidad, de su capacidad y de acierto para destensar lo que indebidamente Iglesias Turrión llamó en el debate "crisis territorial", y que,como todo el mundo sabe, no es otra cosa que la pretensión de los nacionalismos identitarios y con escasa voluntad integradora para modificar la Constitución en beneficio de su voluntad más o menos secesionista. Los términos del problema están clarísimos y su intento de solución se antoja prioritario.

Ni siquiera cien días tendrá Pedro Sánchez Pérez-Castejón para defender con garantías de futuro ese equilibrio entre el mantenimiento del orden constitucional que asegure la cohesión del país y la neutralización inteligente y duradera de las pretensiones insolidarias que lo cuestionan. Ahí es nada. Si lo logra, llegará a culminar la legislatura con una credibilidad mayor de la que parte, con el consiguiente efecto electoral, favorable a su partido. Si no, la suerte del PSOE estará echada para mucho tiempo. Y no es que la política económica deje de constituir otra de las piedras de toque a tener en cuenta. En ese terreno, sin embargo, la toma de decisiones le va a ser más fácil, pretextando los limites impuestos por los presupuestos heredados, mejorando su dimensión social mediante puntuales Decretos Ley y perfeccionándolos de cara al 2019, sin olvidar la acomodación justificativa a las reglas comunitarias. Algo similar a lo que está haciendo y diciendo el gobierno de Antonio Costa en Portugal, que sale a flote porque es hábil, negocia bien y no tiene fracturas nacionalistas en casa.

Por tanto, una vez más, la solidez del Gobierno está supeditada a sus relaciones con las periferias disidentes. La Historia se repite y pocas cosas invitan al optimismo en este sentido. Cumpliendo la idea apuntada en esta misma ventana hace unos días, así se lo comenté a Mariano Rajoy en una larga carta que le envié el 21 de mayo sin conocer lo que se venía encima. Amablemente me contestó su Departamento de Comunicación con los Ciudadanos a las 17:19 horas del 29 de mayo. Pero eso ya es historia muy lejana. Con todo, la conservaré siempre.

24 de mayo de 2018

La extraordinaria labor de Henar Rubio Frutos, Premio al Solidario Invisible


Visibilizar lo invisible, poner al descubierto lo que pasa desapercibido, esa realidad que pocos ven y muchos ignoran. Tal es el objetivo del Premio al Solidario Invisible, que concede la Plataforma Social de Valladolid a favor de experiencias valiosas, aunque ocultas, al servicio de los demás, en defensa de causas nobles, que a menudo se atienden en condiciones de gran precariedad de medios. La condición de miembro del Jurado me ha permitido conocer algunas de las iniciativas más valiosas puestas en práctica desde hace años en la Comunidad de Castilla y León, ámbito de aplicación para el reconocimiento.


En esta su primera edición, el Premio ha sido otorgado a  Henar Rubio Frutos, directora del Colegio Público de Educación Infantil y Primaria "Antonio Allué Morer" de Valladolid. Está situado al final del barrio de las Delicias, junto a la barriada de Las Viudas, uno de los lugares social y urbanísticamente más críticos del espacio urbano vallisoletano. Estoy seguro que muchos vecinos de esta ciudad y de la región no saben de su existencia. Pero existe. Vaya que existe. Ejemplifica y simboliza el esfuerzo de la enseñanza pública al servicio de la integración de niños en situación de vulnerabilidad, mayoritariamente ligados a minorías étnicas y a la inmigración.
 





No es tarea fácil ni compromiso sencillo de afrontar. Ver y oir cómo lo hacen, escuchar el sonido de sus palabras y de sus músicas, comprobar de qué manera la escuela contrarresta las carencias en que se desenvuelve su calidad de vida, constatar la ilusión de las familias por lograr que sus hijos prosperen a través de la educación. Y, desde luego, valorar el empeño del profesorado por hacer que esos objetivos de esperanza se conviertan en fecundas realidades.





Ayer entregamos el Premio a Henar Rubio (cuarta por la izquierda en la foto del grupo) en el Centro Cívico del barrio de Arturo Eyries. Tras el discurso emotivo de la Directora, sonó la guitarra de Javier Catalá. El ambiente ponía un nudo en la garganta.


 

23 de mayo de 2018

La metodología de la disculpa y del rechazo a la crítica

El guión se repite una y otra vez. Es una plantilla reiterada y generalizada. Ningún político, protagonista de prácticas indebidas, escapa a este esquema patentado con frases indelebles. ¿De qué se trata? Pues muy sencillo: del argumentario esgrimido como reacción al comportamiento irregular, a la corrupción detectada, a la incoherencia insultante, al chanchullo descubierto y dado a conocer. Tres son los pilares que lo sustentan:

- Ausencia total de autocrítica. Nunca se reconoce el más mínimo error. Todo es mentira, infundio o difamación. Parten del principio de que la integridad y la ética presiden impecablemente su gestión. No hay mácula en ella, por lo que no hay motivo alguno que explique el reconocimiento del error, que puede culminar en el delito. Jamás veréis ni un gramo de autocrítica. Solo recuerdo la que hizo Juan Carlos I a raiz de lo del elefante balanceado en el Africa austral. "Me he equivocado. No volverá a suceder". ¿Alguien lo ha oido de alguien más?

- Actitud victimista y de desconsuelo, acompañado de un rictus de enfado, explicable por ese sentimiento de acoso, de venganza, de dignidad lesionada, de afán de destrucción de un prestigio acrisolado, marcado por la coherencia y el buen hacer, que injustamente se cuestionan. Pero,¿qué he hecho yo para merecer esto?, vienen más o menos a decir. De ahí la dificultad que tienen para comprender el alcance de la denuncia, pues jamás pensaron que o iban a ser descubiertos o sus comportamientos pudieran dar lugar a algún tipo de reproche, tan incomprensible como injusto. A ellos, que se desviven por el bien común desinteresadamente.

- La culpa es del mensajero, de quien descubre o propala la noticia, movido por la envidia, por el afán de lucro o por intereses inconfensables. Esa mano negra que acosa sin pudor al político que lo da todo por su gente. Dura profesión esa, de tan alto riesgo como incomprendida. Cuando se trata, en efecto, de una profesión digna cuando se desempeña con dignidad.

Esa es la metodología de autodefensa consolidada por los ejercientes de la política, que son pillados con los carritos del helado antes de que el hielo se derrita y lo impregne todo. Sobre estos argumentos se cimienta el rostro de cemento y la verborrea autojustificativa de unos y de otros, más allá de las ideologías presuntas que ante el desliz cometido quedan difuminadas.

11 de mayo de 2018

Cuando aflora la imagen más atroz y siniestra del independentismo catalán


Si uno de los objetivos prioritarios del secesionismo que propugna un sector de la sociedad catalana consiste en defender ante el mundo la imagen de su causa, recurriendo a toda suerte de artimañas, necesario es internacionalizar también algunos de los comportamientos y las posturas en los que se ampara. El mundo debe conocer sin tapujos la faz real de algunos personajes responsables, que no son individuos del montón. Son dirigentes conspicuos, que incluso pueden llegar a ocupar altos cargos de responsabilidad en los órganos de gobierno. Una "elite" en toda regla, simbólica y representativa. Lo que dicen, cómo lo dicen y lo que hacen no puede quedar sumido en la indiferencia ni en el olvido. Debe quedar impreso en la retina y en la mente de cuantos lo ven, para darse cuenta del nivel y de la catadura que los distingue.


El ejemplo ofrecido por Joaquin Torra i Pla ofrece una prueba paradigmática de esa estofa. No es un sujeto cualquiera, ni un orates cogido a vuelapluma. Es el personaje que, al margen del debate y de la aprobación del partido al que pertenece, ha sido designado, al más puro estilo autoritario y émulo del franquismo, para ser elegido presidente del gobierno de Cataluña por Carles Puigdemont, el golpista fugado y al que se acusa de haber ocultado su declaración de haberes tras su funesto paso por la presidencia de la Generalidad, de la que ha sido justamente descabalgado y por lo que siente un patológico resentimiento y obsesivo afán de venganza. Dice así ese tal Torra:



"La progresiva degradación racial espanyola puede contagiarse a los catalanes debido a la fuerte inmigración, los frutos se pueden ver si observamos la diferencia caracteriológica entre el hombre del campo, no contaminado por el linaje espanyol, y el de las ciudades.  El carácter trabajador y europeo del catalán es un factor anímico bien contrario al gandul y pro-africano espanyol. Por todo esto tenemos que considerar que la configuración racial catalana es más puramente blanca que la espanyola y por tanto el catalán es superior al espanyol en el aspecto racial“.




“Ahora miras a tu país y vuelves a ver hablar a las bestias. Pero son de otro tipo. Carroñeros, víboras, hienas. Bestias con forma humana, sin embargo, que destilan odio. Un odio perturbado, nauseabundo, como de dentadura postiza con moho, contra todo lo que representa la lengua. Están aquí, entre nosotros. Les repugna cualquier expresión de catalanidad. Es una fobia enfermiza. Hay algo freudiano en estas bestias. O un pequeño bache en su cadena de ADN. ¡Pobres individuos!” (Quim Torra)

También es autor de los siguientes mensajes reconocidos en TWITER:


"Los españoles solo saben expoliar".



"Vergüenza es una palabra que los españoles hace años que han eliminado de su vocabulario"



"Fuera bromas. Señores, si seguimos aquí algunos años más corremos el riesgo de acabar tan locos como los mismos españoles"



"El fascismo de los españoles que viven en Cataluña es infinitamente patético y repulsivo"



"Oir hablar a Albert Rivera de moralidad es como oír a los españoles hablar de democracia".



"Los españoles en Catalunya son como la energía: no desaparecen, se transforman"



"Franceses y españoles comparten la misma concepción aniquiladora de las naciones que malviven en sus Estados"

"[Los catalanes] vamos en coches particulares y nos lo pagamos todo. No hacemos como los españoles"

"Evidentemente, vivimos ocupados por los españoles desde 1714"

"Los catalanes votan y los españoles vienen a vigilarnos. Fuera de aquí de una vez. Dejadnos vivir en paz"



"Sobre todo, lo que sorprende es el tono, la mala educación, la pijería española, sensación de inmundicia. Horrible"



¿Qué les parece?   Puro racismo, fascismo a raudales. Lo más sórdido y terrible de la historia europea. La elección de Torra simboliza la exacerbación de la xenofobia, el contraejemplo de la política digna e integradora que ha de sustentar el prestigio de Cataluña en el mundo. De mentalidad totalitaria y supremacista, su designación ha puesto al descubierto lo más abyecto de la sociedad catalana. Observen ustedes que los mensajes transmitidos por Torra no tienen parangón posible con los que emiten los personajes de la ultraderecha en Europa. Los supera con creces hasta convertir a la opción que ese individuo representa en Cataluña en la manifestación más reaccionaria, etnicista, excluyente y xenófoba del continente. Basta  con sustituir el término "espanyol" que utiliza en esos textos por otros referidos a grupos sociales o culturales - gitanos, judíos, musulmanes, negros, etc. - para que de inmediato surjan afinidades con la fraseología utilizada por los nazis en los terribles años treinta y cuarenta en Europa. A medida que conocemos la trayectoria del personaje, no es algo que deba sorprender.  Es el heredero intelectual de los hermanos Badía Capell, Josep Dencàs y de Daniel Cardona, algunos de los sujetos principales que trataron de inspirar los fundamentos del partido Estat Catalá, al que estaba ligado el grupo paramilitar de los Escamots, y que impudicamente les llevó a conectar con el nacionalsocialismo alemán y con el fascismo italiano. Son los adalides que durante años han cimentado el pensamiento de Torra y que ahora la memoria recupera para poner al descubierto la verdadera faz del sector más sórdido del nacionalismo catalán.



Supone, en suma, el acceso de la escoria al poder. Peor imposible. ¿Hasta cuándo el inteligente pueblo catalán va a soportar tamaña miseria y depravación ? ¿No se dan cuenta del enorme daño que tipos como Puigdemont y su banda hacen a la imagen del territorio al que ofenden y denigran amarrados a la defensa de sus espurios y particulares intereses? ¿Cómo es posible que partidos que se dicen de izquierda - Esquerra Republicana - apoyen a semejante iluminado? ¿Qué ha pasado con el partido que históricamente ha representado a la burguesía catalana para que, a la postre, acabe siendo ultrajado de esta manera? Está claro: esa opción política, identificada con el Partido Demócrata de Catalunya (antes Convergencia), ha quedado definitivamente destrozada.



















QUE EL MUNDO LO SEPA, QUE NADIE LO IGNORE, QUE EL CONOCIMIENTO DE ESOS MENSAJES SE INTERNACIONALICE, PARA QUE A LOS CUATRO VIENTOS SE CONOZCA LA IDEOLOGÍA DEL GOBIERNO QUE TRATA DE ROMPER EL ESTADO ESPAÑOL. ES LA ANTIEUROPA. EL RACISMO RAMPANTE Y DESOLADOR.



Cuando fue designado por el fugado que desde Berlín trata de convertirlo en un títere, Torra decidió borrar toda esa basura, que no ha negado. Le perseguirán de por vida. Que nadie lo olvide. Que nadie mire para otro lado.











Related Posts with Thumbnails